Relaciones Humanas En El Trabajo. Importancia, Habilidades Necesarias

Puedes hacer mucho más trabajo, y hacerlo de manera mucho más eficiente, cuando trabajas con un grupo. Sin embargo, para que este concepto tenga alguna aplicación práctica, debes llevarte bien con tus compañeros de trabajo. No tienes que ser mejores amigos, pero debes ser amigable tanto a nivel profesional como personal.

Relaciones humanas en el trabajo

Las relaciones humanas en el trabajo afectan directamente la productividad, por lo que es un asunto de vital importancia. Las relaciones humanas son fundamentales para desarrollar y mantener un entorno de trabajo positivo, retener a los empleados y fomentar la productividad.

Al hacer de las relaciones humanas el centro de tu enfoque de gestión, puedes crear efectivamente una cultura en el lugar de trabajo en la que tus empleados puedan prosperar. Desarrollar tus habilidades en relaciones humanas puede ayudarte a modificar tu estilo de gestión para que estés centrado en las relaciones humanas.

En este artículo, discutiremos qué son las relaciones humanas, por qué las relaciones humanas son importantes en el lugar de trabajo y cuáles son las habilidades específicas de relaciones humanas que debes desarrollar.

Quizás te puede interesar: Capacitación Y Desarrollo Para Los Empleados. Qué Es, Importancia Y Tipos

Índice De Contenidos

    ¿Qué son las relaciones humanas?

    Las relaciones humanas se refieren a la capacidad de interactuar de manera saludable con los demás y construir relaciones sólidas. Desde la perspectiva de los gerentes de una empresa, implica el proceso de creación de sistemas y canales de comunicación para permitir las relaciones con los empleados del grupo, así como las sólidas relaciones personales. Además, incluye el proceso de capacitación de personas para roles específicos, abordando sus necesidades, resolviendo conflictos entre empleados o entre gerencia y empleados y creando una cultura laboral positiva.

    ¿Por qué son importantes las relaciones humanas en el trabajo?

    Las relaciones humanas en el trabajo son fundamentales por una variedad de razones, que incluyen:

    1. Trabajadores Motivados

    La mayoría de los trabajadores están motivados por un conjunto de necesidades y deseos mucho más complejos que solo un cheque de pago. El carácter y la calidad de las relaciones humanas en una empresa influyen inevitablemente en la forma en que los empleados ven sus trabajos y se relacionan con sus compañeros de trabajo.

    Por ejemplo, si trabajas en un entorno donde la administración es despiadada y dominante, no puedes esperar que los empleados se sientan muy orgullosos de su trabajo, especialmente cuando creen que la única motivación en el trabajo son las ganancias.

    Cuando la gerencia apoya, observa y es consciente de las necesidades de los empleados, hay muchas más posibilidades de tener una fuerza laboral que se enorgullezca de lo que producen y quiera complacer al jefe. Este tipo de motivación es típicamente contagioso, inculcando un sentido de orgullo en todos.

    Lee También  Mesa de Control: Definición, Tipos, Categorías y Más

    2. Relaciones Saludables

    El ambiente general de una empresa, la actitud de la dirección y los grupos sociales que forman los trabajadores afectan directamente el desempeño de los empleados. Cuando los compañeros no pueden relacionarse o entablar amistades en el trabajo, la empresa en su conjunto puede volverse rígida y mecánica, ya que las personas no están dispuestas a comunicarse o ir mucho más allá de sus responsabilidades básicas.

    Por otro lado, cuando el personal se siente conectado y unido, la solución de problemas y la innovación florecen. La unidad y el propósito común que se establecen a través de las buenas relaciones permiten que una empresa funcione como una máquina bien engrasada.

    3. Mayor lealtad

    Cuando existe una atmósfera de confianza y lealtad desarrollada a través de vínculos e interacciones saludables basadas en las necesidades sociales, hay más posibilidades de que una empresa satisfaga las necesidades individuales de los empleados. Es más probable que los trabajadores mantengan un trabajo que creen que es significativo y ofrece oportunidades para aprender, avanzar y vincularse con sus compañeros de trabajo.

    Un sentimiento de comprensión en el lugar de trabajo también permite que los trabajadores se sientan cómodos al abordar cualquier problema que pueda surgir. Cuando los empleados son leales a la empresa, quieren quedarse y desarrollar sus habilidades de manera más efectiva. Las tasas de retención pueden dispararse cuando tienes un grupo de campistas felices.

    4. Refuerzo mutuo

    Por lo general, es contraproducente que los supervisores y gerentes simplemente observen a los empleados y ladren órdenes. Este tipo de microgestión es una pérdida de tiempo y contribuye a crear un ambiente de sospecha mutua. Cuando los trabajadores sienten que son parte de algo que vale la pena y están sincronizados con sus compañeros de trabajo, detectarán y solucionarán los problemas por sí mismos.

    En lugar de tomar atajos hasta que los atrapen, es más probable que los trabajadores se pidan consejo y se lo ofrezcan entre sí, fomentando los mejores resultados posibles a través de actitudes positivas en lugar de temores de represalias.

    5. Percepción positiva

    Las habilidades interpersonales y de comunicación de un empleado afectan la percepción que otros empleados tienen sobre su capacidad para contribuir positivamente al lugar de trabajo. Una percepción positiva del trabajo y la actitud de un empleado podría crear oportunidades para futuros avances.

    Tal vez quieras conocer: Dinámicas De Motivación Para Los Empleados

    Habilidades de relaciones humanas

    Al desarrollar habilidades clave en relaciones humanas, los gerentes y empleados pueden construir y mantener relaciones más sólidas dentro de la fuerza laboral y mantener un ambiente de trabajo positivo. Aquí están las habilidades de relaciones humanas en el trabajo más críticas:

    Lee También  Capacitación Y Desarrollo Para Los Empleados. Qué Es, Importancia Y Tipos

    1. Comunicación

    La comunicación es fundamental en cualquier entorno laboral. Sin embargo, es especialmente importante para quienes tienen un rol de liderazgo. Al poder comunicarte de manera eficaz con los empleados, puedes asegurarte de que los mismos se sientan valorados y motivados en el trabajo que realizan. Los gerentes pueden lograr esto a través de comunicaciones escritas como notas o correos electrónicos, así como conversaciones personales.

    Al transmitir mensajes a los demás y escuchar con la intención de comprender, los gerentes pueden cultivar sentimientos de confianza. Además, es más probable que los empleados se sientan cercanos a sus gerentes si están dispuestos a compartir sus propias perspectivas y sentimientos personales y animar a otros a hacer lo mismo.

    Los líderes deben adaptar el lenguaje a la situación. Esto a menudo significa modificar su elección de palabras dependiendo de con quién estén hablando. Por ejemplo, si se comunican con un ejecutivo de alto nivel, deben utilizar un estilo de comunicación más formal que si estuvieran hablando con un miembro de su propio equipo o con un cliente.

    Otro enfoque para modificar tu estilo de comunicación es reflejar el estilo de la persona con la que estás hablando. Busca intereses que tengas en común con ellos y combina tu postura física y tono de voz.

    2. Empatía

    La empatía es otra habilidad importante en las relaciones humanas en el trabajo. Te permite mostrar un interés genuino en comprender los sentimientos o desafíos que otros están experimentando. La empatía te permite ver una situación desde su perspectiva y ayudarlos a sentir que pueden confiar en ti.

    Al mirar una situación desde su punto de vista, puedes mostrarles compasión y encontrar más fácilmente soluciones a los problemas que puedan tener, si corresponde. Esto puede fortalecer la relación que tienes con ellos.

    3. La resolución de conflictos

    El conflicto puede ocurrir en el lugar de trabajo cuando tienes un gran número de miembros del equipo con diferentes tipos de personalidad, objetivos y visiones del mundo. Los gerentes, entonces, deben tener habilidades de resolución de conflictos bien desarrolladas. Cuando surge un conflicto, debes poder escuchar las perspectivas individuales para que cada persona involucrada sienta que está siendo escuchada y comprendida.

    Una vez que se presentan los hechos, debes trabajar con las partes para encontrar una solución con la que todos se sientan cómodos. Al desarrollar sólidas habilidades para la resolución de conflictos, puedes ayudar a fortalecer las relaciones de los empleados de tu equipo y mantener o restaurar la armonía en el lugar de trabajo.

    4. Multitarea

    Los líderes deben ser capaces de gestionar múltiples prioridades, a veces contrapuestas, sin dejar de cumplir los plazos. También suelen ser interrumpidos con preguntas y se enfrentan a numerosas tareas inesperadas de forma regular. Son responsables de asegurarse de que su propio trabajo se complete y también de garantizar que el trabajo de su tiempo se complete de manera oportuna.

    Lee También  10 Métodos para no dormir en el trabajo

    5. Organización

    Los líderes deben poder administrar su tiempo de manera efectiva y trabajar de manera eficiente, especialmente cuando están trabajando en múltiples prioridades que son urgentes. La organización impacta en todas las áreas de un entorno laboral.

    Incluye la capacidad de un gerente para mantener organizado su espacio de trabajo físico, así como organizar sus procesos para que sean eficientes y obtengan los resultados deseados. Los gerentes suelen ser responsables de mantener los registros de los empleados y completar el papeleo. Las habilidades organizativas son fundamentales para poder gestionar todas estas responsabilidades.

    6. Negociación

    Las habilidades de negociación son importantes para ayudar a varias partes a llegar a términos aceptables. Los gerentes a menudo son responsables de ayudar a llegar a acuerdos entre los proveedores y su empresa, negociar ofertas de empleo o incluso simplemente gestionar puntos de vista opuestos. El enfoque de duplicación descrito anteriormente puede ayudar a los gerentes a ser negociadores más efectivos.

    7. Manejo del estrés

    Debido a que los líderes son responsables de gestionar las expectativas de los grupos de interés, gestionar un equipo de personas y priorizar su propio trabajo para lograr los objetivos de la empresa, periódicamente se enfrentan a situaciones estresantes.

    Por esta razón, los gerentes deben estar equipados con habilidades efectivas para el manejo del estrés y ser capaces de mantener la calma bajo presión. Al usar activamente técnicas de manejo del estrés y modelarlas para su equipo, pueden ayudar a mantener un ambiente de trabajo tranquilo, incluso cuando un equipo está bajo altos niveles de presión.

    Echa un vistazo a: Grupos Formales E Informales. Qué Son, Características Y Diferencias

    Pensamientos finales

    Las buenas relaciones humanas en el trabajo son de suma importancia para cualquier empresa. Cuando las relaciones entre los gerentes de una empresa y sus empleados son de apoyo y son positivas, se demuestra que la productividad aumenta. Además, cuando los empleados dependen unos de otros en su trabajo, influye directamente en la productividad. Cuando los empleados sienten que son tratados con respeto y reconocidos por contribuir al éxito de una empresa, es más probable que produzcan un trabajo de calidad.

    Aparte de esto, los empleados que sienten que su empleador los trata con respeto tienen más probabilidades de seguir trabajando para ellos durante un período de tiempo más largo. Al utilizar las relaciones humanas para establecer un sentimiento de confianza y valor mutuos, una empresa crea un entorno en el que los empleados sienten que son importantes y es menos probable que busquen otras oportunidades.

    ►TAMBIÉN DEBERÍAS LEER

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Utilizo cookies propias, de análisis y de terceros para mejorar la experiencia de navegación por mi web. Y en algunos artículos, para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias según el análisis de tu navegación. Pero solo es para seguir ofreciéndote contenido de calidad en el blog de manera totalmente gratuita. Puedes informarte más profundamente sobre qué cookies estoy utilizando y desactivarlas si quieres (algo que agradecería que no hicieras) Más información