Cómo Salir de DICOM

Estar en DICOM puede ser causante de muchos problemas para los trabajadores chilenos porque muchas empresas usan esta plataforma para verificar a sus candidatos antes de decidir si los contratan o no. Por eso es importante que sepamos cómo salir de DICOM.

Que nuestros datos aparezcan en están plataforma también puede significar que se nos nieguen otros créditos además de tener problemas para conseguir un empleo. Es por esto que si queremos tener mejores oportunidades en alguna de estas ramas debemos hacer todo lo posible por salir de la plataforma DICOM.

Índice De Contenidos

    ¿Qué información aparece en DICOM?

    Es importante antes de saber cómo salir de DICOM, entender cuál es el tipo de información que se encuentra en este boletín para que podamos entender cuáles son las mejores maneras de salir. En DICOM se reflejan todas las deudas que se tienen con entidades comerciales o financieras. Las deudas que aparecen son las siguientes:

    Cheques

    Si hemos entregado cheques sin fondo o si este proviene de una cuenta que ha sido cerrada, esta información puede terminar en DICOM si la entidad bancaria decide enviar la información.

    Letras y pagarés

    En el caso de que hayamos firmado figuras como letras y/o pagarés y no hayamos hecho los pagos correspondientes, la notaría responsable puede entregar esta información a DICOM.

    Créditos bancarios

    Cualquier crédito que se pida que cuente con un aval del estado y que no haya sido cancelado en el período de tiempo establecido en el contrato, puede ser pasado a DICOM.

    Deudas de tarjetas de crédito

    Este es otro tipo de deuda que puede quedar registrado en DICOM cuando los giros no sean cancelados.

    ¿Cómo salir de DICOM?

    cómo salir de DICOMSalir de DICOM es la mejor manera que tenemos para volver a contar con un registro limpio. Si lo que quieres es ya no aparecer en la plataforma, hay algunas cosas que puedes hacer para lograrlo:

    Salir de DICOM pagando la deuda

    Cuando se trata de cómo salir de DICOM, evidentemente la mejor manera de lograrlo es pagando la deuda que se tiene pendiente.

    Este sistema registra cualquier deuda no pagada que se considere morosa o vencida, y por lo general al ser ésta cancelada, la entidad crediticia tiene la responsabilidad de informar el pago para que los datos sean eliminados del boletín.

    Si ha pasado algún tiempo de la cancelación y nuestros datos siguen apareciendo en DICOM, podemos hacer el trámite personalmente pidiendo a la entidad acreedora un certificado de cancelación.

    Luego, con este certificado podemos dirigirnos a las oficinas de Equifax, quien maneja el boletín, para así demostrar el pago y pedir que los datos sean retirados.

    Cómo salir de DICOM renegociando la deuda

    Esta es otra de las maneras en la que podemos lograr que nuestros datos no aparezcan en este boletín. Una renegociación es un proceso válido en el que el deudor admite ante la entidad adeudada que las cuotas fijadas para el pago no son posibles de cumplir y se negocia de nuevo la deuda con otro monto.

    Este tipo de trámite elimina la deuda anterior y la morosidad de esta para dar inicio a una nueva deuda que, en efecto, hará que la primera deuda salga del boletín. A menos que la segunda negociación también quede morosa en algún momento, no aparecerá de nuevo.

    Esta estrategia es una excelente opción para quienes no han tenido la posibilidad de cancelar una deuda debido a que los pagos exceden sus posibilidades actuales. Se puede plantear a la entidad con la que tenemos la deuda la renegociación de la misma para llevar las cuotas a un monto que podamos cubrir. Así, eliminamos los datos en DICOM de la primera deuda.

    Vencimiento de la deuda

    Toda deuda tiene un período de vencimiento en el que la deuda se da por extinta ante la entidad adeudada. Esto es así con una variedad de tipos de deudas y cuando éstas se vencen, automáticamente desaparecen de DICOM. El período de vencimiento será diferente para cada tipo de figura crediticia. Te damos algunas referencias del período de vencimiento de algunos tipos de deudas comunes:

    • Letras y pagarés: este tipo de figura tiene un vencimiento de 1 año después de la fecha en la que se considera vencido el documento.
    • Cheques: cuando un cheque ha sido protestado por insuficiencia de fondos o cuentas cerradas, la deuda queda vencida 1 año después de que se haya protestado.
    • Otras deudas generales: pasados 5 años desde la fecha del vencimiento de la deuda, esta se considerará vencida.

    En todas las ocasiones presentadas anteriormente, las entidades adeudadas tienen la responsabilidad de en 7 días hábiles, retirar la deuda del boletín de DICOM. En caso de que esto no suceda, podemos de manera personal tramitar nuestra salida de la plataforma.

    Esto lo podemos hacer a través de una de las sucursales de Chileatiende a donde podemos dirigirnos para solicitar de manera gratuita un “Certificado de Deudas” con el que podemos comprobar que no tenemos ninguna.

    Luego, con este certificado nos dirigimos a una de las oficinas de Equifax para solicitar que la deuda sea retirada. Este proceso puede acarrear gastos, así que es importante que pidamos información al respecto.

    Conclusión

    Si lo que te interesa es saber cómo salir de DICOM, te hemos informado acerca de las tres maneras en las que la deuda puede dejar de aparecer. Para el bienestar del deudor, las mejores opciones siempre serán pagar o renegociar la deuda a un punto en el que sea más fácil pagarla.

    Esto evita que tengamos que esperar entre 1 y 5 años para salir de la plataforma y tener que soportar las consecuencias de ser tachados como morosos y las consecuencias que esto puede traer.

    Sin embargo, si no hay maneras en las que el pago o la renegociación sean una alternativa viable, revisa los tiempos de vencimiento de cada tipo de deuda en particular y asegúrate de obtener los certificados de liberación de deuda en caso de que la entidad no haga el retiro de DICOM de manera automática.

    ►TAMBIÉN DEBERÍAS LEER

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Utilizo cookies propias, de análisis y de terceros para mejorar la experiencia de navegación por mi web. Y en algunos artículos, para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias según el análisis de tu navegación. Pero solo es para seguir ofreciéndote contenido de calidad en el blog de manera totalmente gratuita. Puedes informarte más profundamente sobre qué cookies estoy utilizando y desactivarlas si quieres (algo que agradecería que no hicieras) Más información